Tortuga caimán (Macrochelys temminckii)

La tortuga caimán es muy conocida por todo el mundo debido a que es un animal prehistórico que hemos visto en libros y revistas y que se afirma que podría ser un dinosaurio del siglo XXI. Posee características que la hacen única y especial en el mundo de las tortugas. Su nombre científico es Macrochelys temminckii y pertenece a la clase Sauropsida. Cualquiera que haya oído hablar de tortugas ha escuchado el nombre de tortuga caimán.

¿Qué es lo que hace que esta tortuga sea tan famosa? Descúbrelo en este post 😉

Características principales

La descripción de esta tortuga nos hace ver que parece realmente un dinosaurio moderno. Y es que posee una cabeza muy grande y un cuerpo bastante ancho que se encuentra reforzado por un caparazón grueso y por crestas verticales. A estas crestas se les denomina osteodermos y tienen forma triangular. Cada osteodermo lo tiene dirigido hacia una dirección distinta, lo que hace que su aspecto sea más genuino.

Dispone de una mandíbula muy poderosa que le otorga una mordida devastadora como veremos más tarde. Termina en forma de pico y tiene una lengua de color rojo que utiliza para su alimentación.

La coloración del cuerpo y del caparazón es casi idéntico, por ello se podría decir que tiene sólo un color. Su tono marrón posee también partes oscuras por el crecimiento de algas.

Una característica que la hace diferente es tu tipo de cola. Es muy larga, tiene protuberancias largas y puntiagudas y se va adelgazando conforme llega a la punta. Gracias a estas características, la tortuga caimán se diferencia notablemente del resto de tortugas terrestres.

Es una de las tortugas de agua dulce con el caparazón más grande del mundo. Mide aproximadamente 80 cm de longitud y pesa unos 80 kg. Se ha llegado a encontrar ejemplares extraordinariamente grandes que han llegado a pesar 135 kg.

Hábitat y área de distribución

Esta especie de tortugas no se le encuentra en todas las zonas del mundo, como otras. Es endémica de los Estados Unidos y su área de distribución se encuentra desde el norte de Florida hasta el Sur de Georgia. También se le puede encontrar en las regiones del Golfo de México en Texas.

Existen algunos ejemplares dispersos por Illinois, Kansas, Arkansas, así como el río Misisipi, pero su frecuencia es mucho menor.

Alimentación de la tortuga caimán

Esta tortuga es toda una gran cazadora. Emplea su lengua de color rojizo para engañar a sus presas. Se alimenta de moluscos, pescados y otras tortugas de menor tamaño. También se alimenta de ranas, cangrejos de río, insectos, serpientes, caracoles, gusanos acuáticos, almejas y plantas acuáticas como dieta general.

En algunas ocasiones se les ha visto cazar ardillas, ratas almizcleras e incluso mapaches. Si el alimento escasea puede alimentarse de la carroña.

Para cazar emplea una técnica muy peculiar que no requiere de ningún esfuerzo. Simplemente abre la boca y deja que la lengua sea visible. Al ser de un color rojizo intenso, las presas la confunden con un gusano y se introducen en la boca para comérselo. La mayoría de presas caen fácilmente cuando la tortuga cierra la boca. Entre sus presas más frecuentes se encuentran los pescados.

Comportamiento de Macrochelys temminckii

Las tortugas caimán son solitarias y pasan desapercibidas siempre. Su presencia es casi imposible de notar por otros animales. La mayor parte del tiempo la pasan dentro del agua sumergidas hasta por tiempos de 50 minutos. Cuando pasa este tiempo, suben para tomar el aire.

Puesto que su movimiento es escaso (ya que pueden cazar simplemente abriendo la boca) las algas crecen en su caparazón y le otorga un color verde.

Los científicos piensan que las profundidades de las corrientes de agua guardan relación con la capacidad termorreguladora de la tortuga caimán. Se han encontrado numerosos ejemplares que migran más al fondo en invierno y viajan a las zonas más superficiales al inicio del verano.

Para optimizar sus resultados en la caza, esta tortuga tiene unos receptores quimiosensoriales que le permite tener cierta sensibilidad a los estímulos químicos. De esta forma, por la cantidad de químicos en el cuerpo de un animal puede localizarlos debajo del barro de fondos.

Reproducción

Las tortugas caimán se aparean cuando el macho se monta en la parte posterior de la hembra. A lo largo de la primavera se van apareando cuando las temperaturas son más agradables.

Una vez ha fecundado, la hembra cava un nido cerca del agua y durante el desove es capaz de colocar entre 8 y 52 huevos. Dependerá mucho de la cantidad de esperma que haya logrado introducir el macho. Los huevos se incuban durante 140 días. Como en la mayoría de tortugas, el sexo de las crías depende de la temperatura de la arena donde ha desovado. Si las temperaturas son más constantes, los huevos serán macho.

Los huevos acaban eclosionando sobre septiembre y las crías son totalmente independiente desde el momento de nacer. No es necesario que los padres les pongan ningún tipo de atención especial. La diferencia entre la cría y la tortuga adulta es su cola áspera y larga. Conforme va creciendo va adquiriendo un mayor peso y tamaño que las caracteriza como tortuga caimán.

Alcanzan su madurez sexual entre los 11 y 13 años con una expectativa promedio de 26 años en machos y 23 en hembras. Se han registrado ejemplares con 45 años de vida y hasta 70 años si la tortuga permanece en cautiverio.

Amenazas y estado de conservación

Según los datos de la Unión Internacional de la Conservación de la Naturaleza (UICN) la tortuga caimán se encuentra en estado vulnerable.

Sus mayores amenazas naturales son los peces grandes de ríos, mapaches adultos y aves. Como en la mayoría de especies animales, la mayor amenaza proviene del ser humano.

El hombre caza a la tortuga caimán, contamina el agua con los plaguicidas utilizados en la agricultura y altera su hábitat con las urbanizaciones y explotaciones cerca de ríos.

En muchos estados su captura está prohibida, pero en otras regiones de Estados Unidos se puede cazar con autorización y un permiso legal.

Como podéis ver, la tortuga caimán es todo un ejemplar digno de admirar y se espera que recupere sus poblaciones y no sea más dañada por el ser humano.

Comparte para difundir

Si te ha gustado nuestro contenido ahora puedes ayudar a difundirlo en las redes sociales de manera sencilla usando los siguientes botones:

Envía
Pinea
Print

Categorías

Especies de tortugas

Graduado en Ciencias Ambientales y Máster en Educación Ambiental por Universidad de Málaga. Mi objetivo es dar a conocer toda la información de medioambiente a los lectores de manera sencilla, clara y entretenida para que se aprendan los valores de la naturaleza y la necesidad de preservarla.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.